Cubanos en México

Sitio con noticias e información sobre cultura, espectáculos, deportes, economía, política y sociedad de y para la comunidad cubana en México y mexicanos o extranjeros interesados en Cuba.

Saturados albergues para migrantes en ciudades fronterizas de México

Caravana Migrantes. Foto REUTERS/Carlos Garcia Rawlins

Las ciudades fronterizas ya no tienen capacidad para albergar a más migrantes y el presupuesto que se les había entregado por el Gobierno Federal para la atención de los migrantes, ya se ha agotado en muchas de estas ciudades. Por lo que se avizora una nueva crisis migratoria para la frontera.

Las autoridades están preocupadas y solicitan más presupuesto para seguir ofreciendo la atención a los migrantes que ay se encuentran en estos albergues temporales, pero a su vez reclaman que se tome conciencia a nivel nacional e internacional e impidan que estas caravanas de migrantes continúen llegando a las fronteras de México.

Situación en Ciudad Juárez, Chihuahua

Los migrantes que han arribado a Juárez para solicitar asilo político en Estados Unidos, ya rebasaron la capacidad de atención de las autoridades y de la Diócesis Católica a través de la Casa del Migrante, por lo que el Gobierno del Estado ya se declaró incompetente para recibir a más personas en su alberge habilitado de forma temporal.

Hasta este sábado, el gimnasio del Colegio de Bachilleres albergaba a 139 migrantes, pero se le puso un tope de 200, luego de lo cual ya no podrían recibir a más personas.

La Casa del Migrante llegó nuevamente a su máxima capacidad, albergando a 640 migrantes de diferentes nacionalidades, por ello desde el jueves pasado está rechazando a las personas que llegan a pedir posada mientras solicitan asilo político.

En la Ciudad Juárez por el momento no tienen otro lugar para habilitarlo como albergue, por lo que existe la preocupación de las autoridades para solucionar esta situación de la llegada de migrantes a Ciudad Juárez.

Los migrantes que actualmente han recibido atención y albergue en Ciudad Juárez  son procedentes de diferentes países desde África, República del Congo, Angola, Cuba, Honduras, además de un grupo numeroso que vienen del Estado de Guerrero huyendo de la violencia en aquella región.

Realidad en Nuevo Laredo, Tamaulipas

Las solicitudes de asilo político que han tramitado cientos de migrantes extranjeros por la frontera de Nuevo Laredo para poder residir legalmente en Estados Unidos, se han estancado, debido a que el procedimiento tarda semanas para que sean aprobadas o negadas.

“Ha estado lento el cruce, en esta semana no hubo llamadas del gobierno, porque hay una lista de cómo han venido llegando y cómo han ido a solicitar el asilo en los Estados Unidos, según es por la política migratoria, por la caravana, aunque sí han cruzado algunos, pero pocos; ahorita ya está lento”, indicó.

“Siguen llegando migrantes, ahorita hay aproximadamente más de 200, ayer llegaron 21 provenientes de África, y otros 21 de Cuba, la casa está saturada pues sólo tenemos espacio para 100 migrantes, pero pues no les negamos la ayuda a nadie”, informó Méndez Ruiz.

Con esto, la capacidad de hospedaje en la Casa del Migrante AMAR ya duplicó su límite, y es que cada día llegan más migrantes de distintas nacionalidades que buscan asilo político tras las condiciones de inseguridad, falta de empleos y educación en sus países, y así buscar una mejor vida en territorio estadounidense.

Escenario en Sonora

Migrantes que arribaron a la frontera del Estado de Sonora han manifestado que están dispuestos a esperar el tiempo necesario, hasta ser recibidos en la aduana internacional y tener la posibilidad de solicitar asilo en Estados Unidos.

En las ciudades fronterizas de San Luis Río Colorado y Nogales, mexicanos, centroamericanos y sudamericanos, instalaron tiendas de campaña junto al muro de acero, donde viven temporalmente, y algunos de ellos con sus niños.

La mayoría de los solicitantes de asilo señalan que no quieren regresar a su lugar de origen, pues hay mucha pobreza y problemas de seguridad pública. Los residentes fronterizos ya se acostumbraron a verlos en las inmediaciones de las garitas internacionales donde hacen fila, paseando en las calles de los centros históricos o descansando en los parques recreativos.

Mientras tanto, las autoridades de Estados Unidos reforzaron las medidas de seguridad en los puertos fronterizos y en la valla internacional, principalmente con alambre de cuchillas -concertina- para evitar incursiones de los extranjeros.

En un comunicado de prensa, el Departamento de Seguridad Nacional de la Unión Americana citó un número creciente de peticiones de asilo, como una de las razones de la nueva política. Aunque el cambio está destinado a mitigar la sobredemanda en las instituciones, podría afectar a miles de migrantes no mexicanos que ya esperan para buscar asilo en Estados Unidos.

Esta decisión puede agregar necesidades presupuestales y tensión a las ciudades fronterizas mexicanas como Nogales, Sonora y a las organizaciones que prestan servicios a migrantes. El presbítero y director ejecutivo de Iniciativa Kino en la Frontera, Sean Carroll, manifestó que esta nueva política podría tener un gran efecto, porque es posible que más y más personas lleguen y esperen por períodos más largos de tiempo.

Iniciativa Kino es un ministerio católico que maneja un albergue para migrantes, así como el comedor gratuito en Nogales, Sonora, explicó en entrevista con medios. Por otra parte, México no coincide con la medida unilateral implementada por el gobierno de Estados Unidos de devolver a territorio nacional a migrantes que tramitaron su asilo en aquél país, señalaron las secretarías de Relaciones Exteriores y de Gobernación.

Sin embargo y en congruencia con su nueva política migratoria, el gobierno mexicano reitera el compromiso con los migrantes y los derechos humanos, indicaron el 25 de enero pasado. “Y recibirá a algunos por razones humanitarias, dejaron en claro ambas dependencias al dar a conocer el posicionamiento de nuestro país al respecto”, según un reporte de Notimex. En un mensaje a medios, el vocero de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), Roberto Velazco, dio lectura al documento elaborado por ambas dependencias federales y señaló que México suscribe y respeta el principio de no devolución consagrado en el Derecho Internacional.

Crisis en Piedras Negras, Coahuila

Tras una violenta protesta en el albergue donde acampaban cerca de 2,000 migrantes centroamericanos en Piedras Negras, Coahuila, decenas de ellos fueron desalojados del refugio.

Los migrantes que participaron en la fuerte manifestación este miércoles fueron detenidos tras enfrentarse a elementos de las autoridades, exigiendo ser liberados del albergue bajo denuncias de sentirse encarcelados. El gobierno de Coahuila explicó que mantener a los migrantes en el refugio era la mejor manera de garantizar su seguridad.

“Se les va a dar la oportunidad de tomar un autobús a lo que es otra ciudad fronteriza para procesarlos más rápido en otros municipios donde tienen la capacidad, en otros puertos fronterizos y aduanas americanas”, dijo Ramsey English Cantú, alcalde de Eagle Pass, que colinda con Piedras Negras.

El alcalde English Cantú destacó que entre los estados que recibirán a los migrantes se encuentran Sonora y Tamaulipas.

Las autoridades indicaron que más de 1,400 de los migrantes ya fueron documentados por el Gobierno de México y algunos ya están en busca de trabajo. Sin embargo, la mayoría busca el “sueño americano”.

Se espera que el albergue en Piedras Negras esté abierto hasta tres semanas más, dependiendo de la situación en la frontera.

Entorno en otras ciudades no fronterizas de México

El 26 de enero, en Puebla, se dio a conocer que arribaron poco más de dos mil 200 migrantes centroamericanos, quienes permanecen en los albergues de Tierra Blanca, Veracruz, informó el sacerdote Gustavo Rodríguez Zárate, coordinador de la Pastoral Migrante de la Arquidiócesis de Puebla.

En entrevista con Notimex, detalló que en el albergue Casa del Peregrino, Nuestra Señora de los Desamparados, ubicado en la calle 36 Poniente número 3308 de la colonia Nueva Aurora, se encuentran actualmente 115 migrantes centroamericanos, de los cuales 35 son niños.

El religioso comentó que en esta ocasión le llama la atención que, a diferencia de las caravanas de migrantes del año pasado, hoy la mayoría son mujeres que viajan en busca de llegar a la frontera norte del país, y en consecuencia cargan con sus hijos.

Con información de: radiolaprimerisima.com / 20minutos.com.mx / elmanana.com.mx / diario.mx / telemundo20.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.